OLED

Primer vistazo de las OLED TV de 42": probé los equipos pequeños de LG y Sony, aquí están mis impresiones

Escrito por T3 actualizado 1 abril, 2022

Las nuevas OLED TV Sony A90K y LG C2 de 42 pulgadas son las primeras en su clase y eso las hace un poco mágicas

Por fin, este año la lista de mejores televisores OLED podría incluir modelos de 42 pulgadas, lo cual me alegra mucho. Mucha gente solamente tiene espacio para colocar un equipo de 40, 42 o 43 pulgadas en su habitación. Pero, hasta ahora, ha habido una limitación increíble en la calidad de este segmento de pantallas; prácticamente se han quedado en la gama media y no debería haber sido así ¡Las personas con espacios pequeños y medianos también quieren beneficiarse de la alta calidad de HDR!

Afortunadamente, este año las gamas LG C2 y Sony A90K incluirán versiones de 42 pulgadas. Y tuve la oportunidad de echarles un ojo, gracias a AWE Europe; quien distribuye televisores, equipo de audio, proyectores y gadgets de casa inteligente para instalaciones personalizadas.

Ambos modelos están fabricados con el mismo panel OLED (manufacturado por LG Display). Pero, dejando de lado eso, son diferentes en cuando a diseño, procesamiento e, incluso, cómo gestionan el display. No tuve el tiempo suficiente de demostración para analizar a profundidad en qué aspectos brillará cada uno. Sin embargo, lo más importante es que pude darme cuenta de si la experiencia OLED realmente está presente en la pantalla más pequeña.

Y la parte más importante es que se notan de inmediato, en ambos modelos, los tonos negros perfectos que proyectan; lo que se espera de cualquier televisor OLED.

No es nada que no hayamos visto en televisores más grandes, pero nunca lo había visto en un equipo de este tamaño. Te hace dar cuenta de lo mucho que asociamos cierto diseño con pantallas de distintos tamaños. Todas las pantallas de 43 pulgadas han tenido tecnología LCD y, raramente, llevan incorporada retroiluminación Full Array o muchas zonas de atenuación local. Incluso el Samsung The Frame de 43 pulgadas, que es una de las mejores opciones, no proyecta negros verdaderos en ciertas zonas.

En el caso del LG C2, En el LG C2, observé cómo el modo artístico de LG deslizaba las imágenes por la pantalla, incluido un cuadrado sólido de color negro que se desplazaba suavemente por la pantalla, superponiéndose a imágenes más brillantes y sin que se produjeran fugas entre ellas, lo que constituyó la mejor demostración que vi de algo que simplemente no era posible en otros televisores más pequeños.

Obviamente, ambas pantallas tienen detalles realmente impresionantes. Cada uno de ellos integra un procesador de alta gama y proyectan imágenes 4K en un espacio más pequeño que la mayoría de televisores 4K, lo que implica una mayor densidad de pixeles.

Sin embargo, la mayor densidad de pixeles tiene un precio: estos televisores pequeños no parecen tener el mismo HDR que los últimos y más grandes equipos OLED. Esto es algo que se sabe; LG ha dicho que el "pixel pitch", nombre con el que se conoce, quiere decir que tienen prácticamente el mismo brillo que los televisores OLED de la generación anterior. En lugar de ofrecer el brillo 20% mayor que tendrán las versiones desde 48 pulgadas.

Según lo que pude observar en la demostración, el Sony A90K parece tener un mejor HDR que el LG C2. Sony ha dicho que incluye una tecnología específica para gestionar la temperatura; lo que puede significar que es capaz de exprimir al máximo el brillo. Pero tendremos que esperar hasta nuestra reseña completa para demostrarlo. Mi observación solamente es subjetiva y está basada en un cortísimo momento de pruebas que tuve.

No pude probar sus sistemas de audio de forma significativa, pero el Sony también promete un mejor sonido integrado gracias a su sistema Acoustic Surface Audio+. Sin embargo, de nuevo hay que decir que tengo que probarlo más a fondo.

No hay mucha diferencia, entre ambos modelos, en lo que respecta al diseño. El Sony viene con un soporte central, mientras que LG prefiere incorporar un soporte de dos patas. El LG parece ligeramente más adecuado para colocarse en la pared, sin dejar un gran espacio entre la pantalla y la pared.

No voy a hacer ningún juicio importante sobre estos televisores por el tiempo que he tenido hasta ahora para probarlos. Pero mi conclusión es que es ideal para las salas con luz controlada. Todo indica que cumplirán con la promesa de las pantallas OLED pequeñas: una oscuridad impresionante, un contraste preciso, gran cantidad de detalles y un control de movimiento suave.

Sin embargo, su brillo limitado (comparado con los equipos OLED más grandes y novedosos) significa que no será tan bueno para habitaciones con mucha luz. Si se trata de una cocina, un cuarto de dormir o una sala de estar donde se proyectan los rayos del sol, es mejor buscar un LCD con mayor brillo.

Estoy ansioso por pasar más tiempo con ambos televisores. De momento, el Sony A90K me parece más atractivo, pero todo está por decidirse en la lucha por convertirse en el mejor televisor OLED pequeño. El campeón de 2022 saldrá a la luz cuando tengamos listos nuestras reseñas completas…


PODRÍA INTERESARTE

Últimas noticias

NVIDIA generó el doble de ingresos en el Q1 de 2022 que en el Q1 de 2021
JBL Bar 5.0 MultiBeam: muchas funciones en una pequeña barra de sonido
Las películas y series esenciales para ver antes de Obi-Wan Kenobi

También te puede interesar

2021 T3 Latam es parte de geekzmedia. T3 Todos los derechos reservados Future plc.
linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram